Relajación rápida antes de cantar

Relajación rápida antes de cantar. Conectar con nuestro cuerpo nos permitirá cantar mejor y más libre. ¡Empecemos!

Hoy vamos a realizar una relajación rápida antes de cantar. Conectar con nuestro cuerpo nos permitirá cantar mejor y más libre.

Para poder llevar a cabo una buena práctica necesitamos conectar con el cuerpo. En la propuesta de hoy, una relajación rápida antes de cantar, pretendo que pongas el foco en tres puntos importantes: Tus hombros, tu cuello y tu mandíbula.

La idea es poder reconocer cómo está el cuerpo, donde hay tensión y donde relajar para poder hacer una práctica consciente. También podés realizar los ejercicios después de cantar si es necesario.

En la medida que podamos conectar con nuestro cuerpo mientras cantamos más resultados podemos obtener. A veces es simplemente relajar la lengua que está muy rígida en los agudos, o dejar caer los hombros tensos que están comprimiendo el pecho. O abrir más la boca para liberar sonidos apretados.
Te recomiendo que te observes en el espejo cuando cantes y observes como lo vas haciendo.

 

Ejercicios:

  • Hombros:

 

1 – Subir los hombros a la altura de las orejas generando tensión para luego liberarla bajándolos enérgicamente. Repetir al menos 3 veces.

2 – Rotar ambos hombros 3 veces a 5 hacia atrás y luego lo mismo hacia adelante.

 

  • Cuello:

 

1 – Estirar el cuello hacia un lado separándolo de las orejas y liberando tensión en los hombros. Me puedo ayudar con una mano para estirar ese lado. Sostener unos segundos.

2 – Estirar el cuello del mismo lado esta vez mirando hacia abajo, estirando la parte de atrás. Sostener unos segundos.

3 – Repetir los dos primeros pero del otro lado del cuello.

4 – Llevo mi mentón hacia el pecho y subo hacia adelante con  mi mirada. Repito tres veces.

5 – Llevo mi cabeza de un lado al otro suavemente como diciendo “No” tres veces por cada lado.

5 – Mantengo la espalda recta, estiro solamente el cuello hacia adelante como una tortuga y la vuelvo al centro, acercando lo más posible el mentón adentro. Repetir tres veces más.

7 – Realizar 5 rotaciones de la cabeza hacia un lado y luego hacia el otro. Si hay problemas de cervicales, evitar llevar la cabeza hacia atrás.

 

  • Mandíbula:

 

1 – Realizar masajes circulares en toda la mandíbula y alrededor de la frente. Incluso en toda la cara.

2 – Mientras realizo masajes circulares, abro bien amplio y cierro la boca, manteniendo el mentón relajado y levemente hacia atrás cuando baja.

 

Aquí el video con las indicaciones de cada ejercicio para realizarlas en el momento. Son solo 5 minutos.

¿Cómo está tu postura antes de cantar? ¿Dónde están tus puntos de tensión? Podés dejarme tus comentarios que estaré atenta a responderte.

 

Si te gustó este contenido, te invito a seguir leyendo más artículos en mi blog como así también seguirme en tu red social favorita.

Podés seguirme en Facebook, Instagram ó YouTube a dónde subo material regularmente, ofreciendo clases gratuitas de canto, consejos y ejercicios para ayudarte a desarrollarte como cantante lírico ó cantante popular

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.